"Dos senderos se abrían en el bosque y yo… yo tomé el menos transitado”. – Robert Frost "

Singapur/Kuala Lumpur ⋆ Tu Comunidad de Viajeros

Compartir esta entrada

Malasia / Singapur

Singapur/Kuala Lumpur

SINGAPUR

¨Las más hermosas ciudades son sepulcros blanqueados, pudrideros de cuidados, vanidad de vanidades.¨ (Francisco Villaespesa).

Skyline de Singapur

La semana de la moda de El Corte Inglés, eso es lo que parece el centro de Singapur.

Por debajo de sus altos edificios solo pasean ejecutivos, expatriados trabajando en multinacionales y vanidosos que se gustan con sus trajes caros y vestidos prietos, y yo con estos pelos.

Los precios de Singapur son el terror del viajero de bajo presupuesto y no es para menos, al ser uno de los ¨tigres asiáticos¨ y uno de los cinco centros financieros más importantes del mundo, el precio, sobretodo en alojamiento, está por las nubes. La parte buena es sin duda lo moderna, segura y limpia que es la ciudad y es un digno destino para los admiradores de los rascacielos. Tiene muchos puntos en común con Hong Kong, para que os hagáis una idea.

A pesar de todo, es uno de los países más pequeños de Asia y aunque, a muchos de vosotros os suena, pocos apostaríais vuestros ahorros señalándolo en un mapa. Tranquilos, que he pensado en todo.

Localización de Singapur

La atracción principal para el turismo es el propio centro financiero, por las vistas de los rascacielos en el rio y en gran parte estos últimos años por la creación del lujoso hotel Marina Bay Sands, que es ahora el edificio estrella, en la plataforma que une las tres torres hay un parque para todo el que quiera subir, previo pago, y una piscina exclusiva para los clientes del hotel. El mejor sitio para verlo todo es el parque de Merlion, que como parque no aporta nada (son dos palmeras y dos bancos en una superficie pequeñísima) pero como mirador es perfecto para ver el Marina Bay Sands enfrente y el centro financiero detrás.

Vista del Marina Bay Sands desde el parque de Merlion.

Vista del centro financiero desde el parque de Merlion.

He recorrido casi entera una de las líneas de metro y parte de otra, y tienes alternativas suficientes como para no aburrirte durante unos días: el safari nocturno, el jardín botánico o isla sentosa con sus playas y parques temáticos son las zonas mas visitadas, pero a mi me gustan, como casi siempre, las más pintorescas:

Clarke Quay: Es una bonita zona alrededor del rio, con gran variedad de restaurantes, cafeterías y bares, muy animado y con bastante ambiente por la noche.

Vista de Clarke Quay

Little India: Al contrario que Chinatown, las zonas Indias de las ciudades son siempre mis favoritas.

El barrio está bastante conseguido, los indios lo mantienen colorido y bastante sucio, no es que sea un vertedero, ni mucho menos, pero la suciedad es más notoria en contraste con la minuciosa limpieza del resto de la ciudad, será por aquello de dotar de realismo al barrio.

Little India

Aun así, como he dicho a mí me gusta mucho y se come muy bien, sobre todo si te gusta el curri, además, en una ciudad bastante carente de vida callejera como ésta, se agradece una alternativa, porque creo que aunque a todos nos gusta ver los monumentos y los sitios de interés destacados, lo que te deja mejor o peor recuerdo es pasear por las calles.

Una ciudad donde la vida se hace en horizontal y las calles son el mejor monumento para el turista, ofreciendo movimiento y alternativas constantes, es una ciudad que recuerdas siempre, y Singapur tiene muchas otras cosas buenas, pero esa no es una de ellas.

Algo más de esto tiene mi siguiente parada, a pesar de vivir mas que cualquier otro sitio de la fama de su edificio estrella:

KUALA LUMPUR

“Comer bien, dormir bien, ir donde se desea, permanecer donde interese, no quejarse nunca y, sobre todo, huir como de la peste de los principales monumentos de la ciudad.” (Jules Renard).

Y así es, somos por inercia cazadores de monumentos, coleccionistas de tópicos, recolectores de fotos facebook para que, en cada sitio que pisamos podamos decir “yo estuve allí”, hasta el punto de que cada vez que llegas a los sitios señalados del mapa te encuentras con decenas, si no cientos de personas esperando a hacerse fotos con lo que sea que toque ese día a sus espaldas, adoptando posturitas y sonrisas forzadas. Todos lo hemos hecho y todos seguiremos haciéndolo, es parte de esto, pero después, si quieres poder decir que conoces una ciudad, hay que salir del hotel temprano y con bambas y volver tarde y cansado, algo que suena sencillo pero es difícil de llevar a la praxis.

La capital de Malasia es una ciudad totalmente cosmopolita y multicultural, en ella viven entremezclados malayos, chinos (y donde no?) e indios principalmente, además de europeos y nativos de muchos otros países asiáticos, conviviendo todos en un país islámico. Sea como fuere, el turismo en Malasia sube como la espuma y sería un necio si no supiera concederle parte del mérito a las torres petronas.

Torres petronas

Sede de la compañía petrolera del mismo nombre, no solo han puesto a Kuala Lumpur en el mapa, si no que son el símbolo y el monumento más visitado de Malasia. Para su construcción se contrataron dos empresas diferentes, una encargada de cada torre, que trabajaron bajo presión veinticuatro horas al día, durante los seis años que tardaron en levantarse, para ver cuál de las dos terminaba antes la suya.

El resultado son las torres gemelas más altas del mundo, omnipresentes en el horizonte de Kuala Lumpur con más de 450 metros de altura.

Pero en este caso si hay más de lo que me gusta: comida callejera, tráfico infernal, precios ridículos…etc. Partiendo desde la base de que puedes llegar caminando a los principales atractivos de la ciudad, y que sus precios son generosos para el bolsillo, es un muy buen destino para un viaje corto o como escala entre vuelos. Mientras caminas de un monumento a otro puedes ver la gran diversidad étnica y el reparto de territorio que tiene cada una de ellas, la gente con la que he entablado conversación ha resultado ser de lo más amable que hasta ahora me he encontrado, salvo los taxistas en la zona de las petronas, que son lo peor y los odio, aquí lo dejo escrito.

Palacio del Sultán Abdul Samad

Para desconectar un rato tenéis los Lake Gardens, un complejo de parques de unas 100 hectáreas, dividido en varios diferentes: algunos normales con lagos y zonas verdes, otros como el parque de las mariposas, el de las flores, y el mejor, el de los pájaros, aunque este es de pago, entras a un recinto techado por una red gigante y caminas entre pavos reales, pelícanos (el que parece ser el jefe pelícano no conoce la misericordia y ataca directamente a las rodillas) y otras especies exóticas, además de águilas (están enjauladas), tucanes, lechuzas…etc.

Lake gardens

Y termino ya, no sin antes enseñaros la zona india, no se si mejor que la de Singapur, pero si más colorida y animada, sobretodo la avenida principal donde vas pasando restaurantes y tiendas con superéxitos de Bollywood sonando a todo volumen, y para oídos ignorantes al género como los mios, similares todos al aclamado “del pita, pita del” que muchos sufriremos de por vida en nuestra memoria.

Barrio indio Kuala Lumpur

Avenida principal barrio indio

Comparar ambas ciudades es imposible, y el recuerdo que te llevas depende siempre de la experiencia personal de cada uno, de sus gustos y de con quién nos crucemos en el camino, en mi caso esperaba mucho de Singapur y poco de KL, la primera lo tiene todo para ser una ciudad brillante en todos los aspectos, pero sorprendentemente me llevo mejor impresión de la segunda.

Mas aventuras mochileras en: Dame Pasaporte

Aquí debajo os dejo algunas de las recomendaciones que hará de vuestra visita a Singapur y Kuala Lumpur una gozada !! 🙂

Compartir esta entrada